Contribuyendo a una nueva Ley de Salud Mental

Viernes, 10 de Octubre de 2014 00:00

– Actividad convocó a más de 400 asistentes
_DSC0066-ook2.jpg

Doctor Rubén Alvarado.
El 10 de octubre de 2014 concluyeron las Jornadas Chilenas de Salud Mental Comunitaria, iniciativa pionera que reunió experiencias locales implementadas en servicios sanitarios a lo largo de todo el país para, a partir de esos aportes, generar propuestas que apunten a un nuevo cuerpo legal en la materia.

Así lo explicó el director de este encuentro, doctor Rubén Alvarado, jefe de la Unidad de Salud Mental del Instituto de Salud Poblacional de la Facultad de Medicina y director de Planificación y Desarrollo Estratégico del plantel, señalando que “a propósito del trabajo que hacemos como académicos con los servicios de salud mental en cuanto a investigación, formación y capacitación, pensamos que era necesario desarrollar un espacio que permitiera el intercambio de experiencias locales innovadoras en este ámbito y que, además, llevara una reflexiones y conclusiones que puedan ser utilizadas como sustento para la toma de decisiones en el ámbito de políticas públicas”.

De esta forma, reunieron a cerca de 80 experiencias locales implementadas en diferentes servicios de salud del país, las cuales organizaron en torno a una decena de temas de trabajo orientados hacia las políticas públicas, como fueron “Defensa de los derechos humanos y ciudadanos de personas con discapacidad psíquica”; “Lucha contra el estigma y la exclusión social”; “Promoción de la Salud Mental”; “Salud Mental e Interculturalidad”; “El rol de los programas de reparación para víctimas de violación a los derechos humanos”; “Salud mental en situaciones especiales”; “Articulando redes de salud mental en el nivel local”; “Articulación intersectorial, participación de organizaciones sociales en el trabajo comunitario en salud mental”; “Salud Mental en Atención Primaria”; “Desarrollo de equipos para el trabajo en SMC”; “Intervenciones comunitarias en salud mental”. Luego de la presentación de las experiencias, los asistentes pudieron debatir y concluir respecto de las contribuciones a cada tema, reflexiones que fueron compartidas en plenarias a las que asistieron autoridades de la Unidad de Salud Mental de la Subsecretaría de Redes Asistenciales y el Departamento de Salud Mental de la Subsecretaría de Salud Pública.

La consolidación de un largo trabajo

El doctor Alvarado añade que “una de las cosas que tenemos pendiente como país es lograr la promulgación de una ley de salud mental, que consolide el trabajo hecho a partir del desarrollo de los servicios de salud mental comunitarios, materia en la que somos de los más avanzados en América Latina junto con Brasil. Sin embargo, y sin tener estos avances previos, otras naciones ya han establecido cuerpos legales en este tema. Eso es lo que queremos lograr, una ley que tome temas específicos, como podría ser la protección de los derechos de las personas con trastornos mentales, y que abarque los distintos ámbitos de desarrollo personal, profesional y social, porque estos problemas afectan de manera transversal a todas las áreas”.Por ello, las conclusiones obtenidas, así como el detalle de cada una de las experiencias mostradas, se reunirán en un libro digital que apunta a servir de insumo para la toma de decisiones en materia de políticas públicas en salud mental.Cada uno de los dos días de jornadas comenzó con una conferencia, como fueron la impartida por el doctor Carlos Madariaga, de la Universidad de Chile, quien abordó “La salud mental como un objetivo del desarrollo social”, el jueves 9 de octubre, y “Los desafíos de los servicios comunitarios de salud mental”, ofrecida el 10 de octubre por el doctor Francisco Torres, de la Universidad de Granada, España.Asimismo, se presentaron dos libros de autoría trasandina, como son “La desmanicomialización, crónica de la reforma del sistema de salud mental en Río Negro”, de Hugo Cohen y Graciela Natella, y “Experiencias de psiquiatría y salud mental comunitaria”, editado por Ruth Fernández y Julio Enders, de la Universidad Nacional de Córdoba, Argentina.

En esta iniciativa participaron las siguientes instituciones: Unidad de Salud Mental del Instituto de Salud Poblacional de la Facultad de Medicina Universidad de Chile; Unidad de Salud Mental de la Subsecretaría de Redes Asistenciales y el Departamento de Salud Mental de la Subsecretaría de Salud Pública del Ministerio de Salud; los servicios de salud de Osorno y Ñuble; el Servicio de Psiquiatría “Juan Marconi Tassara” del Complejo Asistencial Barros Luco (Servicio de Salud Metropolitano Sur), el CESAM de Limache, el PRAIS del Servicio de Salud Valparaíso – San Antonio, las universidades de Talca, Mayor y de Santiago, y el Centro de Salud Mental y Derechos Humanos CINTRAS.

Seguir leyendo aquí

Cecilia Valenzuela LeónContacto-Prensa Facultad